Nahiago zutik hil, belauniko bizi baino

Dolores Ibarruri

Hemen zaude

Garzón sale escoltado por la gendarmería tras un nuevo escrache en Buenos Aires

Por segunda vez en la semana escracharon a Garzón en Buenos Aires, mientras participaba de una entrevista radial.
El ex juez debió abandonar la radio, agazapado, por una puerta lateral entre los gritos de "represor" y "fascista".

Otra vez los integrantes de Amig@s del Pueblo Vasco (EHL) convocaron a varias organizaciones sociales y políticas argentinas para escrachar al ex juez Baltasar Garzón, quien participó, esta vez, en la Radio Nacional de Argentina de una reportaje con presencia de público, que le hiciera el periodista Horacio Embón.

 

Garzón había llegado a la sede de la emisora pública rodeado de varios custodios. Se dirigió entonces al auditorio central de la radio, donde con aspecto relajado, comenzó a ser interrogado por Embón. En el preciso momento en que el ex juez se refería al poeta andaluz García Lorca, asesinado por el franquismo, varios jóvenes lo increparon desde el público acusándolo de "represor de los luchadores vascos". Uno de ellos, expresó: "es una vergüenza que venga a hablar de derechos humanos, cuando usted ha condenado a la tortura sistemática y a decenas de años de cárcel a luchadores populares por el solo hecho de ser independentistas".

Enseguida, otros militantes que se habían camouflado entre el público, abrieron varias ikurriñas (banderas vascas) y se la mostraron a Garzón, que intentaba de disimular el enojo y la sorpresa. También, fue exhibida una foto del joven vasco Unai Romano quien fuera torturado salvajemente por la policía española tras ser detenido por orden de Garzón. Los participantes del escrache continuaron gritando, mientras el ex juez y el periodista intentaban seguir hablando como si nada ocurriera. Finalmente, los militantes de EHL abandonaron el recinto, sin dejar de gritar su protesta, mientras unas damas entradas en años, fanáticas de Garzón por cierto, les insultaba con la consigna de: "váyanse, putos, no molesten".

Afuera, mientras tanto, la policía había vallado la entrada de la radio, y hasta allí llegaron decenas de integrantes de organizaciones sociales con banderas vascas y pancartas donde se señalaba "Fuera Garzón de Argentina. No queremos represores del pueblo vasco". Sobre las propias vallas de hierro, se colocó una bandera pidiendo por la libertad de los presos vascos y varias ikurriñas, a modo de símbolo, para que nadie pudiera ignorar de qué se trataba la protesta.

El escrache callejero duró varias horas, a la espera de que Garzón abandonara el lugar. Mientras tanto, se coreaba insistentemente el cantito que ya se oyera días atrás en la Facultad de Filosofía y Letras, donde Garzón no pudo hablar: "Como a los nazis te va a pasar, adonde vayas te iremos a buscar". "Esto que para nosotros es un himno frente a los represores argentinos de la dictadura, ahora se lo dedicamos al ex juez español y a su otra cara, tan distinta a la que quiere mostrar en Argentina". dijo uno de los manifestantes.

Por otra parte, dos de los referentes del Capítulo argentino de EHL, fueron reporteados por la agencia oficial Telam. Sostuvieron que "Garzón es el símbolo del mal para la militancia independentista vasca. Ante él y su juzgado en ese tribunal franquista que es la Audiencia Nacional Española, desfilaron cientos de chicos y chicas vascas, muchas de ellas violadas por la policía española, y Garzón jamás procedió a investigar esas torturas, por el contrario, las minimizaba, y con el infame recurso de que "todo es ETA", las condenaba a decenas de años de cárcel". Más adelante, ante una pregunta sobre el accionar de EHL, plantearon que "así como ahora se le cantan honores a Garzón en Argentina, por parte de algunos sectores del progresismo, el ex juez recuerda bien que aquí sufrió su primera gran derrota, al no poder llevarse para las prisiones de Madrid, como hubiera deseado, al militante vasco Iosu Lariz Iriondo. En esa instancia, la movilización popular obligó a que la justicia argentina desestimara el recurso de extradición pedido por Garzón, porque algo muy lógico: no estaba asegurada la integridad física del detenido en España, ya que podía ser sometido a torturas. Y finalmente, Lariz Iriondo quedó libre", señalaron.

Cuando ya había caído la noche en Buenos Aires, los participantes del escrache a Garzón, se dieron cuenta que el ex juez se aprestaba a abandonar el lugar. La policía, se desplazó por toda la zona, en posición de combate, y procedió a encerrar literalmente con las vallas a los militantes. De esta manera se intentaba proteger a quien transformó su salida en una autética fuga. De pronto, se abrió una puerta lateral y un Garzón con cara de pocos amigos, se sumergió velozmente en un vehículo de carga de la propia radio, que disimuladamente habían estacionado en el lugar. "Te escapás como una rata", le gritó una mujer blandiendo una ikurriña, mientras los manifestantes multiplicaban sus cánticos: "Garzón, fascista, vos sos el terrorista".

Así terminaba un nuevo escrache a un personaje, cuya trayectoria real no condice con lo que de él se sabe o se quiere inventar en Argentina. La desconcentración se hizo en orden, y todos los concurrentes se prometieron que mientras el ex juez siga paseándose por las calles argentinas con total impudicia, desconociendo su pasado represor, habrá más escraches.

Euskal Herriaren Lagunak (Argentina)

Nota publicada en la página de Convocatoria por la Liberación Nacional y Social

Esta vez Garzón pudo ingresar, entró a Radio Nacional, la radio del Gobierno Argentino, a dar una extensa nota. Ingresó rodeado por guardaespaldas y cordones policiales de la guardia de infantería. Pero le costó mucho salir, tuvo que aguardar algunas horas porque no se lo permitíamos.

Ya desde el principio tuvo que soportar la presión de los compañeros cuando varias compañeras pudieron llegar casi hasta sus narices y desplegarle la bandera de "Euskal presoak Euskal Herrira" en la cara. Las sacaron a los empujones y quisieron arrebatarles las banderas, algo que no pudieron porque las compañeras resistieron.

Afuera estábamos compañeros y compañeras de Convocatoria por la Liberación Naciona y Social y las organizaciónes del Frente de Resistencia Nacional que acudimos al llamado de Euskal Herriaren Lagunak de la que formamos parte y junto a otras varias organizaciones no dejamos de hostigarlo.

Mas policía, mas guardia de Infantería, vallas metálicas para impedirnos el ingreso a la radio, pero eso no impidió el agitar de Ikurriñas, las banderas de los Presos y las fotos de algunos de los torturados en el País Vasco. Esta vez la prensa argentina no pudo hacer oidos sordos, icluyendo las agencias oficiales, tuvieron que venir y hacernos varias extensas notas.
Probablemente silenciarán esos reportajes como nos lo adelantaron los compañeros trabajadores de Prensa que nos reportearon, seguramente el Gobierno Kirchnerista, admirador del torturador Garzón y muchas organizaciones oficialistas mirarán para otro lado y ordenarán silenciar.

Pero ya no es posible, ya no lo pueden hacer como antes, cada vez menos. El intocable Juez Garzón debió salir escondido, agazapado, cubierto por cordones policiales y escondido, a la vista de todos en el baul de un vehículo.

¿Quien lo diría?  El tipo que tiene rango de Secretario de Estado y asesor en el Ministerio de Justicia Argentino otorgado por la propia presidenta del "Gobierno de los Derechos Humanos".

¿Quien lo diría?  El hombre premiado en todas las universidades argentinas con títulos "Honoris Causae" tiene que esconderse en el baul de un coche de la propia radio del Gobierno.

¿Quien diría?  El jurista que da cátedra ante las organizaciones oficialistas y de Derechos Humanos tiene que salir escondido porque le gritan que "es un nazi".

Y estaba solo, a no ser por sus guardaespaldas y los cuerpos antimotines, estaba solo. Ya no lo acompañan los ministros del Gobierno Argentino porque cada vez es mas repudiado y esto ya no se puede parar. Esta vez no vimos a su lado a las organizaciones de DDHH oficialistas. No son tontos.

Como dijimos cuando lo fuimos a buscar a la Facultad de Filosofía y no lo dejamos ingresar: lo ¡vamos a seguir escrachando! ¡Lo vamos a seguir buscando!

Convocatoria y el Frente de Resistencia Nacional cargamos en nuestras espaldas las huellas de la represión. Nuestros son los compañeros que cayeron luchando tanto en dictadura como en gobiernos elegidos por el voto.

Nuestos son los presos y procesados que aún tenemos y que aún defendemos, incluyendo compañeros/as de la dirección de nuestra Organización.

Ni el Juez Garzón, ni sus defensores en el Gobierno Argentino nos van a decir o a dar lecciones de defensa de Derechos Humanos.
El tipo ya está acobardado y también sus protectores. No tendrá paz con nosotros. Sería bueno, muy bueno, que este ejemplo cunda y que no pueda pisar ningún país donde hay mujeres y hombres con dignidad.

"Garzón fascista, vos sos el terrorista".
"Como a los nazis le va a pasar, a donde vaya lo iremos a buscar".

Convocatoria por la Liberación Nacional y Social en el Frente de Resistencia Nacional

Gehitu iruzkin berria

randomness